Se reportan 2 personas muertas, centenares sin electricidad y miles de hogares dañados o destruidos, según el recuento del día siguiente que hacen hoy los medios e instituciones de Florida, en Estados Unidos.

Michael se encuentra ya lejos de Florida y transformado en tormenta tropical que todavía puede hacer daño a su paso por el sureste de Estados Unidos camino al Atlántico.

La cifra de personas muertas puede ir en aumento a medida que avancen las tareas de rescate y búsqueda de personas entre los escombros formados con toda clase de objetos y materiales destruidos por el huracán, que tocó tierra el miércoles en México City (noreste de Florida) con vientos de 155 millas por hora (250km/h).

Las muertes confirmas se produjeron por la caída de árboles sobre viviendas, las víctimas son una niña de once años que vivía en una zona de Georgia lindante con Florida y un hombre de Greensboro en Florida.

Según se informó en el caso del hombre, los servicios de emergencia no llegaron a tiempo a socorrerle debido a que las carreteras estaban bloqueadas por árboles y postes caídos.

El gobernador de Florida, Rick Scott, solicitó el miércoles al presidente Donald Trump una declaración de “desastre mayor” para los condados afectados.

El canal de información meteorológica Weather Channel cifró en 900,000 el total de hogares y negocias que están sin electricidad en Florida, Alabama, Goergia y las dos Carolinas.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC) en su último boletín informo que, el centro de Michael se encuentra a 40 millas al oeste-suroeste de Columbus, en Carolina del Sur y la tormenta se mueve a una velocidad de casi 21 millas por hora (33km/h) que irá en aumento a lo largo del día.

Facebook Comments